Las empresas tendrán que contratar a un indefinido por cada persona obligada a jubilarse por convenio

La reforma de las pensiones impedirá amortizar los puestos de trabajo de los jubilados forzosos. Rajoy eliminó las jubilaciones forzosas en 2012, Sánchez las recuperó en 2018 y ahora Escrivá valora quitarlas de nuevo.

La reforma de pensiones que negocian Gobierno, sindicatos y empresarios quiere impedir que se amorticen los puestos de trabajo de las personas que, por convenio colectivo, se jubilan obligatoriamente si cumplen una serie de requisitos. Para ello, fuentes de la negociación señalan que la idea que se contempla en la reforma es obligar a las empresas que en sus convenios de aplicación tengan cláusulas de jubilación forzosa a que contraten como mínimo a tiempo completo y de manera indefinida a un trabajador por cada jubilado forzoso.

La legislación vigente, aprobada en diciembre de 2018, establece que los convenios colectivos pueden incluir cláusulas que posibiliten la extinción del contrato de un trabajador cuando alcance la edad legal de jubilación y cumpla además con una serie de requisitos, entre ellos que éste tenga derecho al 100% de la pensión contributiva de jubilación y que este retiro forzoso se vincule a objetivos de políticas de empleo, como la transformación de contratos temporales en indefinidos o la contratación de nuevos trabajadores por parte de la empresa.

Así, por ejemplo, el actual convenio de Telefónica, vigente hasta el 31 de diciembre de este año, incluye una cláusula de jubilación forzosa según la cual la empresa estará obligada a contratar a dos personas por cada jubilado forzoso. De esas contrataciones, como mínimo la mitad tendrá que hacerse con jóvenes de menores de 35 años. El Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones barajaba en uno de los borradores de la reforma de pensiones acabar con las cláusulas de jubilación forzosa de los convenios colectivos si el trabajador tenía menos de 68 años, manteniéndolas para los convenios vigentes y hasta que estos dejaran de estar en vigor.

Ante la oposición empresarial a eliminar estas cláusulas, lo que se pretende ahora es establecer una vinculación más directa entre la cláusula de jubilación forzosa y la estabilidad en el empleo, como querían los sindicatos, obligando a las empresas a contratar como mínimo a un trabajador por cada persona que se jubile forzosamente con 68 años o más si cumple los requisitos legales y estableciendo además que el contrato debe ser fijo. Para los que, en virtud de su convenio, se jubilen forzosamente al cumplir la edad legal de retiro (65 años o 66 años en 2021 dependiendo de su carrera de cotización y 67 años a partir de 2027) y tengan derecho al 100% de la pensión, se baraja que esa contratación indefinida obligatoria se realice con mujeres y en aquellas actividades económicas donde están subrepresentadas.

La razón

Comentarios

Dejar respuesta

Por favor, introduzca su comentario
Por favor, escriba su nombre aquí

Artículos relacionados

El Gobierno aprobará el martes nuevas medidas para bajar el precio de la luz

El Consejo de Ministros aprobará previsiblemente el próximo martes un nuevo paquete de medidas con el objetivo de amortiguar la subida del precio de...

Hacienda impulsará la reforma de la financiación autonómica en noviembre

El debate sobre la reforma del sistema de financiación autonómica arrancará en noviembre, un año después de lo comprometido inicialmente antes del estallido de...

Empleo en el futuro: pronóstico reservado

Se ignora cómo va a ser el trabajo del futuro con independencia del tipo de empresa o sector en el que se pueda trabajar....

Síganos

Últimos artículos